Adjudicación demorada

Inquietud en empresas licitadoras para la obra del acueducto por dichos de María Eugenia Vidal

En su visita a Médanos, la Gobernadora contó que la adjudicación quedará supeditada a un informe que encargó al Colegio de Ingenieros de la provincia, lo que preocupó a algunas compañías que se presentaron a la puja licitatoria.
Compartir en Facebook
03/02/19 - 22:07:30
Varias empresas pretenden la megaobra que atravesará Villarino

En mayo del año pasado se abrieron las ofertas económicas para la multimillonaria obra del acueducto de 120 kilómetros que unirá Pedro Luro con Bahía Blanca, y se impuso Construcciones Electromecánicas del Oeste (Ceosa), la empresa mendocina de Juan José Porretta.

"Si son más baratas, es porque somos eficientes", dijo alguna vez Porretta al diario Los Andes, cuando se lo vinculaba al ex gobernador peronista Francisco "Paco" Pérez. "El problema es que los empresarios no quieren arriesgar. Pero yo sí arriesgo", agregaba.

Como sea, con una oferta de $3.368.812.000, Ceosa presentó la oferta más baja, superando incluso a Techint que ofertó un 20% arriba del tope que había puesto el gobierno.

En su recorrida por Médanos, y ante la consulta de radiovillarino.com, la Gobernadora contó que había encargado un estudio al Colegio de Ingenieros para que ellos "determinen cuál es la empresa mejor capacitada tecnicamente para hacer la obra", puesto que es especialmente compleja. Además, la mandataria habia agregado que "son tres las empresas que tienen posibilidades".

Según indica el portal La Política Online, estos dichos despertaron recelos en el sector empresarial porque Techint tendría una enorme influencia en el Colegio de Ingenieros y se cree que pretende correr a Ceosa para quedarse con la obra que perdió en la licitación.

En el Ministerio de Infraestructura bonaerense que conduce Roberto Gigante mantienen total hermetismo sobre el tema: "Desconocemos lo que dijo Vidal en Villarino", dicen los voceros.

Por lo pronto, si el informe de los ingenieros determina que Ceosa -considerada una constructora de tamaño medio- no está en condiciones de hacer la obra, el gobierno deberá resolver a quién le adjudica la construcción del acueducto.

Si buscan la segunda mejor oferta, la mega obra debería recaer en la UTE encabezada por la constructora Rovella Carranza que llevó adelante el tramo cuatro de la ruta 5, en Luján. Sin embargo, tampoco se descarta que la obra sea para el gigante Techint, dada su influencia en el Colegio de Ingenieros.

La etapa 1 de la obra tiene un costo de 187 millones de dólares de los cuales 150 millones llegarán vía la Corporación Andina de Fomento (CAF) y el resto serán fondos de las arcas provinciales. Los trabajos incluyen la construcción de un acueducto de 120 kilómetros, una obra de toma, una planta potabilizadora, cuatro cisternas y dos estaciones de bombeo.

Fuentes: La Política Online y radiovillarino.com

Comentarios